17 marzo, 2011

Te espero

.

Foto: Marqués de Zas.
Te espero en el quicio de mi cueva,
cantando con las flores del jardín.
Cuando llegues; no me abraces.
¡Desnúdame la noche!
y acaricia mis sueños
con tu piel.

3 comentarios:

Mery dijo...

Qué lujo, con voz y todo.

(Te van a salir pretendientas como descubran ésto) ;-)
Un abrazo

Marqués de Zas dijo...

¡Ay, Mery! Esa es la intención. Es que no puedo negar que soy un libertino sin remedio.

Un beso cariñoso.

Madame X dijo...

Qué contraste lírico entre la foto y los versos. En la primera, la piel mancillada contra un muro, que bien podría ser de las lamentaciones. Y luego el poema, un canto de entrega... suavemente perfumado de sueños ocultos envueltos en piel.

¿Y tu voz?... Marqués, eso es una cochina trampa de seducción :-)

Un beso.